• 20 de julio de 2024 12:25 AM

    Hunter Magazine

    Noticias de actualidad y tendencias

    Naturgy participa en la primera planta de tecnología española para convertir el residuo sólido industrial en gas renovable

    MADRID, 09 (SERVIMEDIA)

    Naturgy lanzará junto a Greene un proyecto para la investigación de una tecnología que permita la biometanación a partir de syngas, un combustible gaseoso obtenido a partir de sustancias ricas en carbono, con el objetivo de inyectarlo a la red de distribución o para emplearlo en movilidad.

    Según informó Naturgy, la innovación de este proyecto, único en España, reside en el tipo de residuo a partir del que se genera el bio-gas natural sintético, que emplea un proceso térmico con residuo seco y donde se produce la transformación total del mismo, lo que supone una importante aportación a la economía circular por la dificultad para dar una segunda vida a este tipo de residuo.

    Con el éxito de esta alianza, España se convertiría en líder en Europa en la producción de bio-gas natural sintético de bajas emisiones a partir de la valorización material de la fracción rechazo de residuos industriales y urbanos, abriendo una nueva vía para generar gases bajos en carbono.

    Durante la fase de desarrollo -que incluye la etapa de laboratorio y experimentación, así como el diseño, montaje y operación de una planta piloto- la alianza investigará la conversión del syngas a bio-gas natural sintético de bajas emisiones a través de un proceso de fermentación biológica que maximice la concentración de biometano y reduzca las necesidades de acondicionamiento del syngas.

    Esto incluye la construcción y operación de una planta piloto de biometano renovable ubicada en Elche (Alicante) con capacidad de tratamiento de 10 kilogramos hora de residuo para producir 2,4 kilogramos hora de biometano con una pureza superior al 95%. Tras esto, entrará en funcionamiento la planta a escala industrial.

    Quizás también te interese:  Ribera acude el martes a Bruselas con el objetivo de reducir a cero el ahorro de gas de España a cambio de mayores exportaciones